Home Enfoques Jonay Cantero: «De pequeños nos intentan robar la creatividad»

Jonay Cantero, socio fundador y director general de Wola Publicidad & Comunicación, una agencia de publicidad y medios digitales que pretende impulsar de forma externa el área de marketing y publicidad de empresas de diferentes ámbitos. Buscan incorporar nuevas tendencias comunicativas que potencien la imagen de cada marca, por ello no solo ofrecen un servicio, sino que el mayor enfoque se encuentra en atraer al público para brindarles la experiencia completa de cada proceso creativo.

Jonay Cantero

Tras una amplia trayectoria académica y profesional has pasado a ser experto en analítica web y social media, ¿te encargas de este mismo departamento dentro de la agencia?

Lo cierto es que tengo un máster en analítica web y social media, aunque también estudié una licenciatura en sociología (de las de 5 añazos uff). Actualmente estoy cursando un máster MBA para desarrollar negocios. Comencé encargándome yo mismo de la parte de estrategia, analítica y social media, pero actualmente ya no mando nada en esa área, los grandes cracks que han ido llegando a la agencia en los últimos años me han ido “echando” de ahí. Digamos que ahora ellos me reportan a mí y yo a los clientes.

¿Cómo explicarías tu día a día en la agencia?, ¿qué funciones concretas desarrollas en tu jornada laboral?

Pues un día a día en Wola es impredecible, más bien diría que son las semanas las que se presentan de una forma fuera de control, hay semanas que parecen tranquilas y de repente se vuelve todo en contra, pero también las hay que empiezan fuertes y terminan más relajadas, yo personalmente prefiero el segundo caso. Yo desarrollo funciones de cuentas, sobre todo de new business. Digamos que paso el día entre emails, llamadas, presentaciones, presupuestos y demás. Siempre digo que tenemos que saber qué quieren nuestros clientes cuando vienen a la agencia y me encanta conocerles bien hasta saber cuáles son sus objetivos. Aunque nuestros clientes siempre tienen el mismo objetivo, y cualquiera que sepa de este negocio lo reconocerá: vender más.

Como puedo ver en vuestras redes sociales seguís un método productivo bastante diferente, ¡incluso tenéis una mesa de billar! ¿En qué te basaste para incluir esta forma de trabajo tan alternativa?

Lo que nosotros vendemos son ideas que consigan posicionar a nuestros clientes en la mente de sus consumidores, por ello seguimos un método productivo en el que puedan fluir libremente. Las ideas no son como la gente cree, no son inspiración bendita que llega a ti y te tocan con la varita mágica, más bien hay una serie de cuestiones detrás entre las cuales se encuentran la indagación, research de información acerca de sectores, clientes, productos, mercados, etc. Luego está el equipo, tener un buen clima es vital para sumar la experiencia y creatividad de todos. Una vez hecho todo esto las ideas comienzan a aparecer.

Defines Wola como la agencia que aporta ideas salvajes para marcas valientes. ¿Son las marcas las únicas que deben arriesgar? ¿Crees que el resto de agencias deberían atreverse a “salir del molde” para innovar?

Todas las marcas de hoy en día necesitan arriesgar, salir de la rutina, incluidas por supuesto las agencias (que también son marcas). Pero ojo, también las personas necesitamos salir de la cotidianidad para encontrar mejores cosas que las que hacemos habitualmente. Esto es así, y yo lo defino como una filosofía de vida, más que como una estrategia de venta. Nada bueno sale de lo mismo de siempre.

A pesar de los prejuicios hacia las agencias de comunicación y los medios locales habéis conseguido llegar a una gala internacional, el “Smile Festival 2021”. ¿Qué le dirías a alguien que únicamente asocia los mejores logros publicitarios a las grandes multinacionales de este sector?

Si algo he tenido claro siempre que no hay sector mejor que el nuestro para escalar. Todo depende de una idea, de “la idea”, y aunque es cierto que las grandes multinacionales publicitarias tienen un valor que nosotros no, no se trata de fabricar las mejores zapatillas (con los costes que eso tiene), si no de tener la idea y los medios para crearla, presentarla, venderla y ejecutarla.

Concretamente, fuisteis nominados a la mejor originalidad en spot web, mejor estrategia en campaña en redes sociales y a la mejor innovación en campaña publicitaria, ganando el primer premio en esta categoría por la campaña “Siente la ciudad con YIT Hoteles”. ¿Cómo surgió la inspiración para llevar a cabo esta idea?

Pues como siempre, cada uno en casa preparó una propuesta, luego nos reunimos, volcamos todas las ideas encima de la mesa, comenzamos a mezclar, a atar cabos, y alguien dijo oye, y si ¡y listo!, apareció el efecto Wow. Es un momento en que todos se ponen de acuerdo, todos lo ven muy claro, y entonces sabes que va a funcionar. No hay posibilidad de fallo si este efecto ha aparecido.

¿Qué crees, por tanto, que es imprescindible a la hora de crear una campaña de publicidad que consiga ser exitosa?

El éxito es una palabra que no me gusta mucho, se ha malvendido en los últimos años, prefiero decir que una campaña funciona o no funciona. Y una campaña funciona siempre cuando aparecen las siguientes condiciones: Equipo bien formado en marketing y demás áreas (también sociología, antropología, economía y hasta estrategia militar), ya que todas las disciplinas aportan mejoras en los resultados de una campaña de publicidad. Indagación e investigación del mercado y del cliente, trabajo en equipo, una buena redacción y un diseño acorde a todo lo anterior. Todos estos son siempre los mejores ingredientes para que la receta funcione.

Además de estar concienciados con lograr la total satisfacción de vuestros clientes, lo estáis también con el medioambiente, ya que por cada proyecto que realizáis plantáis un árbol. ¿A qué se debe esta decisión?

Pensamos que teníamos que aportar algo, si no nadie iba a permitirnos entrar en un mercado que está lleno de marcas que no hacen nada por su entorno. Además de eso, creemos firmemente que los organismos públicos cada día tienen menos margen de maniobra para mejorar estas situaciones, y que son las empresas privadas las que tienen que mover ficha primero. El lucro es importante, pero siempre hay que poner por delante los intereses de la sociedad en la que vives. Y plantar árboles es una iniciativa muy bonita. Además, usamos papel a diario, aunque intentamos que sea el mínimo, pero lo usamos. Así que, en cierto modo se lo debemos a la naturaleza.

Por lo que veo sois una agencia 360o que está en constante crecimiento, ¿cómo ves vuestro futuro?

El futuro es digital, eso ya lo sabemos porque hasta el presente es digital. La pandemia que vivimos ha puesto de relieve que aún no estábamos preparados para la era digital. Así que, si no hacemos nada muy malo, espero que esto sea solo el comienzo y que pronto podamos sorprender a la población con nuevas ideas salvajes.

Y personalmente, ¿hasta dónde te gustaría llegar como profesional?

Llegar a algún sitio significaría el fin de una etapa, y no creo que esto tenga fin, sino más bien vivimos en constante cambio, y lo que sí tengo claro es que me gusta el sector en el que trabajo, algún día cambiaré y entonces veré donde quiero estar. Hemos hecho mucho trabajo y muy duro, más que por posicionar nuestra marca, por conseguir crear un modelo de negocio que se basa en algo que desde pequeños nos han intentado robar, la creatividad. Nos dijeron que no destacáramos, que fuésemos iguales, que aprendiéramos cosas de memoria para vomitarlas en un examen. Y quien mejor memorizaba, mejor calificación obtenía. Por ello ha sido muy duro basar nuestro negocio en algo que no habíamos practicado nunca. Bueno, a escondidas sí… jajaja.

Leave a Reply

error: El contenido está protegido