Home PDV Análisis Cómo las redes sociales han cambiado la forma de ver la televisión

Redes Sociales y Televisión - Sofá, mantita y Twitter

La forma de ver la televisión ha cambiado por completo

Últimamente es raro que un programa no sea comentado durante su emisión a través de las redes sociales. Al plan perfecto de “mantita y sofá”, se le ha sumado el móvil. Hablamos así de la “segunda pantalla”, gracia a las cual el espectador se siente partícipe de lo que ocurre en televisión.

Hasta ahora, la televisión había sido el aparato central de los hogares de todo el mundo para consumir contenido de entretenimiento e información. Pero, en los últimos años, esto ha cambiado. La televisión tradicional se ha visto en declive debido a la gran oferta de contenidos que ofrecen las nuevas plataformas digitales, como Netflix o HBO.

Con la llegada de la llamada generación millennial, los hábitos de consumo de la televisión están cambiando. A partir de ahora la tele es una extensión más del consumo de contenidos que, además, ya no se ven de forma lineal. Es por esto que los formatos televisivos están evolucionando.

El hashtag se ha convertido en un elemento indispensable en la pantalla

El share ya no lo es todo, ahora importa más el impacto social del programa, todo lo que se habla sobre el mismo. Las redes sociales se están convirtiendo en los verdaderos medidores de audiencia. ¿Quién no ha comentado alguna vez en Twitter una cita de First Dates o un plato de MasterChef?

Pero Internet no solo es un altavoz para la televisión, sino que se ha convertido en otra línea de negocio, donde se genera nuevo contenido, complementario y diferente, al que vemos el tradicional medio. A este contenido se le da igual, o más valor, que al que vemos en la pantalla de nuestro salón. Un programa tiene vida más allá de su emisión. Nacen así los contenidos transmedia, que se pueden consumir a través de distintas plataformas.

Operación Triunfo 2017, un éxito de masas gracias a las Redes Sociales

Redes Sociales y Televisión - Operación Triunfo

Imagen de RTVE.es

Un claro ejemplo de programa transmedia en los últimos años es Operación Triunfo, el cual no hubiera sobrevivido a día de hoy sin la ayuda de las redes sociales. Estas han servido para consolidar esta edición ya que las nuevas generaciones no consumen televisión como hace 16 años.

La emisión en Youtube de un canal 24 horas, accesible para todo el mundo, y la estrategia en redes del talent show musical, ha hecho que cada día el programa fuera Trending Topic en Twitter. En esta plataforma el programa se dedicaba a anunciar lo más destacado del 24 horas, publicaban el horario del día e interactuaban con los seguidores, lo que hace que estos también se sientan más cercanos al programa.

Instagram también ha sido una pieza clave, ya que hasta los propios concursantes tenían un móvil para generar contenido en esta red social. Así OT, el formato que en su día fue fenómeno de masas, lo ha sido ahora de nuevo gracias a las redes sociales.

La relación de amor-odio entre Internet y la televisión debe ser, o lo es ya, inseparable

Las redes sociales han revolucionado la forma de comunicarnos y, los medios tradicionales, no sólo la televisión, tienen que jugar con este poder. Los medios, tal y como los conocíamos, están desapareciendo. Están evolucionando para adaptarse a las formas de consumo de las nuevas generaciones, que consumen principalmente contenidos online. Ya sabéis, aquello de “si no puedes con tu enemigo, únete a él”.

Leave a Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: El contenido está protegido
A %d blogueros les gusta esto: